Google+ Iglesia de Cristo enlogos: Copas individuales, ¿invento moderno? –Parte II

martes, julio 15, 2008

Copas individuales, ¿invento moderno? –Parte II

La primera patente conocida y relacionada con el invento de copas individuales para la Comunión pertenece a John G. Thomas. Es interesante, al revisar otras patentes, que la razón para esta innovación es la preocupación por participar de la cena en forma sanitaria o higiénica.
Charles Hall

El 14 de mayo de 1895 se aprobó el invento de Charles Hall, ciudadano de Nueva York. Hall presentó su patente el 2 de junio de 1894, casi tres meses después de oficializar el invento de J.G. Thomas, quien residía en Lima, Ohio, y que había solicitado su patente el 2 de agosto de 1893. Entre estas dos últimas fechas hay un lapso de casi un año.

En el segundo párrafo del documento Hall aparece que las copas individuales han sido empleadas en el servicio de Comunión. De paso menciona un problema con la bandeja, el cual se propone resolver con su invento. Más adelante, en la línea 65 y siguientes dice:

Las copas o cálices individuales han sido aprobados en la comunión como una medida sanitaria. El presente modelo es limpio, eficiente y aceptable…”.

Esta patente es un documento histórico que refleja una preocupación y una práctica. La preocupación: hacer de la Comunión un acto higiénico. La práctica: copas individuales en sustitución de una copa común.

Charles Forbes

El 4 de febrero de 1896 se oficializó el invento de Charles Forbes, residente en Rochester, Nueva York. Él solicitó la patente el 13 de julio de 1894, pocas semanas después de la de Charles Hall. Contrario a la patente de J.G. Thomas y a la de Hall, transcurrió casi un año y medio para que se aprobara el invento de Forbes. Leamos lo que dice en la línea 8 y siguientes:









Este invento se relaciona al aparato o “servicio” utilizado en las iglesias para administrar el sacramento de la Cena del Señor, comúnmente llamada Santa Comunión, y a ese nuevo molde de servicio de comunión en el que cada comulgante recibe una copa individual para evitar las criticas sanitarias relacionadas con pasar una copa o cáliz de boca en boca”.

Esta patente muestra que la preocupación central, y motivo del cambio, son las críticas sanitarias al hecho de pasar una copa de boca en boca. De acuerdo a este invento, las copas individuales resuelven un problema de higiene.

A partir de la línea 43, Forbes explica que su invento incluye una cubierta contra el polvo, la cual sirve además “para evitar sustancias extrañas y gérmenes de enfermedades como difteria, fiebre escarlata, sarampión u otros padecimientos similares que pueden desprenderse de la ropa de los comulgantes dentro de la copas o sobre el pan”.

Esto nos recrea el momento histórico de la sociedad estadounidense de fines del siglo 19, donde prevalecía la preocupación por lo sanitario. Con el cambio de una copa común a copas individuales se previene, de acuerdo a este invento, que los fluidos corporales de un enfermo (por ejemplo la saliba) contaminen el líquido. Pero Forbes, además de copas individuales, diseña una cubierta para los recipientes a fin de evitar que los gérmenes de la ropa caígan dentro del jugo o vino.

Isaiah K. Bean

El 28 de diciembre de 1897 la oficina de patentes de los Estados Unidos oficializó el invento de Bean, luego de casi tres años de la patente de J.G. Thomas. Este ciudadano de Philadelphia, Pennsylvania, presentó su aplicación el 21 de mayo de 1897. En las líneas 21 a 23 el inventor escribe:


Por razones puramente sanitarias ha sido una sabia idea usar vasos individuales para participar del vino de la comunión…”.

Luego anota que las bandejas usadas para transportar los vasos individuales son incómodas y muy caras. Por esa razón él diseñó un porta vasos que resolvería el problema. A casi 101 años de su oficialización, esta patente es un documento histórico para conocer el origen de las copitas en la cena del Señor y aprender que es un invento moderno motivado por el temor a los gérmenes.

Oscar F. Pira

Oscar F. Pira se refiere al uso de copas individuales en la Cena del Señor como una práctica nueva. Este hombre, habitante de Oakland, California, inventó un aparato para limpiar copas en general. Pero escribe que:


El objetivo de mi invento es especialmente proporcionar un medio para la rápida limpieza y pulido de las copas de comunión individuales, tal como ahora son utilizadas en el servicio de comunión de las iglesias…”.

Pira presentó su invento el 15 de marzo de 1898 y la patente se aprobó el 28 de febrero de 1899, casi un año después. Seguro miró en aquella nueva práctica religiosa un mercado para vender su aparato de limpieza. De acuerdo a esta patente, el uso de copas aparece como una práctica nueva.

Asa C.D. MacClellan

Ciudadano de Memphis, Tennessee, e inventor de un juego de comunión sanitario. Presentó su patente el 27 de junio de 1922 y se la aprobaron el 10 de marzo de 1925.

Tres décadas después de la patente de J.G. Thomas, la cuestión sanitaria se mantiene como base para avalar esta innovación. MacClellan escribe:


Es costumbre en el uso de juegos de comunión individual proveer muchos recipientes individuales, de esa manera se evita la condición altamente insana en la cual un recipiente o copa es ofrecida a muchos comulgantes sucesivamente, bajo tales circunstancias, si uno que usa la copa común está afectado por alguna enfermedad, es susceptible de transmitirla a quienes posteriormente beben de la misma copa. El juego moderno de comunión sanitaria es provista con una bandeja con numerosas cavidades…”.

La copa común es calificada por este hombre como insana y peligrosa para la salud de los comulgantes.

Todas estas patentes demuestran que la fuerza que motivó el cambio de una copa común a copas individuales se fundamentó en lo sanitario. Hay otras pantentes, pero estas bastarán para conocer que el cambio no es obra de Dios, sino de los hombres.

¿Es peligroso o antihigiénico tomar de una misma copa? Tengo 14 años de beber del mismo recipiente junto con otros cristianos (as) y nada me ha ocurrido. Por lo tanto, seguiré usando la patente (forma) de Cristo y no la inventada por los hombres.
Las patentes (para visualizarlas en otra ventana use "open in new window")
1. Charles Hall2. Charles Forbes3. Isaiah K. Bean4. Oscar F. Pira5. Asa C.D. MacClellan

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentarios que no observen las reglas básicas de ortografía (para beneficio de los lectores) o que falten al respeto, no serán publicados.